Comisiones Obreras - Federación de Construcción y Servicios

Comisiones Obreras - Federación de Construcción y Servicios
Banner

viernes 17 de marzo de 2017

Sostenibilidad. La nueva senda de la construcción

Artículo de Vicente Sánchez, secretario general de CCOO de Construcción y Servicios publicado en Nueva Tribuna

Sostenibilidad. La nueva senda de la construcción

Sostenibilidad. La nueva senda de la construcción

Un año más ha tenido lugar el Día Mundial de la Eficiencia Energética promovido por las Naciones Unidas, con el objetivo de concienciar a empresas, instituciones y al conjunto de la sociedad sobre el uso que hacemos de la energía, así como promover actuaciones que favorezcan su ahorro.

Ya sabemos la construcción es un sector estratégico a la hora de promover una sociedad más eficiente energéticamente. No en balde, las cifras que se manejan son que el parque de edificación europeo es responsable del 40% del consumo final de la energía y del 36% de las emisiones de gases de efecto invernadero.

En el caso concreto español, según datos del Ministerio de Fomento tenemos un parque de más de 25 millones viviendas, de las cuales casi 14 millones (el 55%), han sido construidas antes de 1980; y el 21% (algo más de 5 millones) tiene más de 50 años.  La fecha de 1980 es significativa en primer lugar porque es el momento en el que resultan obligatorias las primeras medidas de aislamiento térmico en los edificios; también es un punto de partida a tener en cuenta porque agrupa los edificios con una antigüedad suficiente para considerar oportuna una rehabilitación.

Desde esa fecha, se han ido promulgando nuevas leyes y normas para mejorar los requisitos de calidad y aislamiento en las viviendas, culminando con el ambicioso Código Técnico de Edificación aprobado en 2006. Así, se calcula que si se aplicase el CTE a todo el parque de viviendas se ahorraría en todo el territorio nacional un 30% de energía: el equivalente a 5.000 millones de euros.

Sin embargo, debido al deterioro del mercado laboral muchos hogares españoles no sólo no disponen de capacidad de inversión para rehabilitar sus viviendas, sino que ni siquiera pueden permitirse mantenerla en condiciones de confort, lo que viene llamándose en estos tiempos “pobreza energética”.

Para cumplir los objetivos de ahorro energético que nos exige los tratados internacionales y dotar a las familias españolas de condiciones de vivienda dignas, desde CCOO defendemos que hace falta aunar voluntades y establecer una hoja de ruta consensuada entre administraciones, patronales y sindicatos, que se plasme en un documento de trabajo ambicioso a nivel estatal, y que incluya una planificación integral a corto, medio y largo plazo con objetivos cuantificados, que se puedan concretar e implementar en el ámbito de las Comunidades Autónomas

Los beneficios de una política de eficiencia energética en edificios y viviendas también se reflejarían en la creación de empleo. Según un estudio de la Fundación CONAMA, si se rehabilitasen 10 millones de viviendas hasta el 2050 se generarían hasta 130.000 empleos directos estables. Según el mismo estudio, estas inversiones generarían además retornos fiscales vía IVA, IRPF, tasas, en prestaciones por desempleo no consumidas y aportaciones a la seguridad social de más del 60% de la inversión efectuada. 

Asimismo, la rehabilitación y la eficiencia energética presentan una ocasión única para potenciar el I+D+i en las industrias que suministran productos y servicios a la construcción. De la mismas forma que es necesaria la sustitución total de los combustibles fósiles en la industria cementera por la valorización energética de residuos, para ello debe existir un compromiso palpable de todas las administraciones, no sólo para conseguir mejorar la cadena de suministros y el seguimiento de los procesos, sino para eliminar los vertederos y crear centros de reciclaje que alcancen al 100% de los residuos que generamos.

En definitiva, es el momento de reinventar la construcción, promoviendo la creación de un sector puntero y avanzado, que contribuya a  una economía competitiva, al bienestar social y que promueva empleos estables y de calidad.

Sostenibilidad. La nueva senda de la construcción

viernes 17 de marzo de 2017

Vínculos de interés relacionados

Enlace a la publicación en Nueva Tribuna